12 may. 2008

(you know)

El lobo (nuestro bien amado lobo) se desvanecía persistiendo a ese amanecer negro que es la muerte, se estaba yendo. Entre sueños, jadeaba vapor en la fría noche, tiritando escondido entre las raices de un añejo árbol, sin colegas. Cerca del final no hay buenos ni malos, ni amigos ni enemigos, sólo otros, o mejor dicho: sólo un yo.
Una descontrolada jauría de destinos lo buscaban en la estepa como ágiles sabuesos para darle caza definitiva. Malditos, malditos destinos que se cerraban sobre él y con sus miles de ojos-linterna iluminaban la niebla de la fría y seca llanura para apagarlo.
Lobo mientras tanto sólo pensaba en volar, proyectarse hasta los límites del aire o quizá solamente volar para dejarse ser como un hoja otoñal que antes de morir dibuja en el aire las formas de la vida, los secretos límites del amor, el oculto símbolo de la muerte, todo en un instante final.
Sus garras se volvían a clavar en la piedras y el fango, pero de dolor e impotencia, pudo ser todo y estaba cerca de ser nada.
Y por fin, aflofó la quijada e intentó esbozar una sonrisa, leve sonrisa que iluminó su noche, un tibio bálsamo, un fresco placebo para ese episodio. Y sus dientes, rojos de sangre de la estepa y negros del barro de la vida, aliviados esa noche no tuvieron que amenazar nadie.
Se dijo "Mi río transitó mil valles montañas y llanuras, junto a él corrieron cachorros plenos de vida, bebieron de mis orillas enfermos para sanar sus males, le di fuerzas a los débiles y también tuve rápidos traicioneros, aunque para serme fiel. Ahora en el desierto de esto que parece el final, lentas y pesadas flechas cruzan mi aire, son recuerdos, anhelos y esperanzas; glorias de otro tiempo que se van con un guerrero acabado y me indican el camino que debo seguir, la senda de la que no se vuelve.
Las sombras de la soledad se proyectan largas y frágiles sobre mi pelaje, y poco a poco soy yo también una sombra que ya nadie más podrá tocar. Cuando comencé a ser esta sombra? Por qué no viniste a rescatarme, por qué ni siquiera me lo advertiste, por qué estoy solo?
Cuando furtivas y seductoras comenzaron a cubrirme? Sólo ellas lo saben, pero delgadas y mudas nada dirán, cuando sea una de ellas lo sabré... y a partir de ese eterno instante yo como ellas nada diré"


-Y lobo... a qué viene este poroso, llorón y falso carnaval de tristeza?

- you know... Mi fucking truco me hace ganar fuckings historias bohemias loco!

(Lo que me gusta del lobo es que... mmm jajaja que se caga de risa de los que se hacen llamar lobos!)
(Cuidado... que a lo mejor se está cagando de risa de vos!)

No hay comentarios: